esmalte de uñas pies

Reconstrucciones de uñas

Con la llegada del verano, son muchos los pacientes que no se sienten cómodos usando calzado que deje los dedos descubiertos, ya que presentan alteraciones en las uñas.

Estas alteraciones se deben a multitud de causas, entre ellas:

  • Hongos en las uñas.
  • Traumatismos que han deformado las uñas.
  • Cirugías previas con mal resultado.
  • Autotratamiento incorrecto de las uñas.
  • Daños ungueales por calzado incorrecto.
  • Psoriasis en las uñas.
  • Infecciones bacterianas.
  • Deformaciones genéticas.

Algunas de estas alteraciones, tienen tratamiento, y se puede llegar a restaurar la morfología normal de la uña con un plan terapéutico adecuado.

Por ejemplo, en el caso de las onicomicosis (hongos en las uñas), se puede instaurar un tratamiento farmacológico específico, previo cultivo micológico.

En otras ocasiones, no existe tratamiento, nisiquiera quirúrgico. En estos casos, se puede recurrir a la reconstrucción ungueal.

Este tipo de reconstrucciones se realiza con un gel antimicótico (clotrimazol) que evita la formación de hongos en la uña del propio paciente.

Este tipo de tratamientos siempre debe ser llevado a cabo por un podólogo, no en centros de estética. Ya que sólo debe usarse en casos donde no exista otra alternativa posible.

Tras la reconstrucción, se puede pintar. Es recomendable cambiar la uña cada 2 meses máximo.

Para cualquier consulta no dude en contactarnos

Puede seguirnos en facebooklinkedintiktoktwittertumblryoutube instagram

Si quieres ver más casos de reconstrucciones, puede ver entradas antiguas.